La Cour Anglais

Nov 27, 2007 7 comentarios by

Recojo un debate muy interesante blogueado en distintos sites: El Corte Inglés, su opacidad informativa e internet como medio libre de presión publicitaria. Los chicos y chicas que trabajan en agencia saben muy bien de lo que hablo.

El Corte Inglés -ECI- es el tercer gran anunciante español. En la dinámica mediática significa que muchos de los contenidos adversos a la marca quedan soslayados en las redacciones de los medios generalistas. Pero como a cada cerdo le llega su san martín, internet abre nuevas vías de crítica y difusión.

En la actualidad, la marca es -digamoslo suavemente- poco elegante en sus relaciones laborales. Está pendiente de juicios y, en otros casos, tiene resoluciones en su contra. Muchos de estos casos tienen que ver con discriminación de género. El tema es que la prensa no se hace eco de estos “problemillas”.

Os dejo con los contenidos relacionados, lo que ha empezado a mover la gente del mundo sindical, que es lo verdaderamente interesante:

Iniciativa UGT Catalunya: propone un google bombing para llegar a la opinión pública.
En “a sueldo de moscú” (más CC.OO.) tienen la sección El Corte Inglés, la tiranía.
Otro site realmente curioso: El triángulo de las Bermudas, en referencia al triángulo verde, con un peter panecillo verde y todo…

Y también os dejo con un video de la junta de accionistas del ente

Da un poco de miedo, no?!

Ya me comentaréis qué os parece esto de los grandes anunciantes, los media e internet.

Mkt+Com

Acerca del autor

Socialmediator, Fundraiser, Periodista, Activista, Persona!

7 respuestas sobre “La Cour Anglais”

  1. Noé says:

    Silencio sepulcral…o no os interesa el tema o no lo he sabido presentar.

    ¿Qué os parece la impunidad de ciertas marcas respecto a la opinión pública?

    ¿Somos conscientes del poder del consumidor informado objetivamente y de los esfuerzos de relaciones públicas de las marcas para que esto no se así?

    ¿No os han censurado nunca un artículo/comentario en un medio generalista por ir en contra de alguno de sus anunciantes principales?!

  2. Slava says:

    No me da la falda!
    pero te mando un beso, y grito:

    El Corte Inglés es mucho más que una planta de oportunidades!

    BeSOS

  3. txikitan says:

    llevo falda pitillo esta semana. no me da.

    besos

  4. cebea says:

    es complicado…
    mini-apuntes (cuasi brainstorming) al respecto de elcorteinglés:

    -había, allá por los años de la movida, un bar llamado “el cutre inglés”

    -no me gusta su logo (van de inamovibles cual cocacola… serán reinonas!!!)

    -es el Gran Bazar del siglo xx y…xxi?

    -dos amigas mías se pidieron baja laboral por depresión debido al acoso laboral, sexual, mobbing

    -tienen más poder económico en empresa del que se les supone

    -el supermercado que tienen, es el mejor

    -tienen sindicatos propios, por lo que, toda reclamación de mejora laboral se va como las rebajas

    -en el de princesa de madrid vi, una vez, a una familia peruana haciéndose una foto a la puerta del susodicho

    -es una de las empresas españolas más conocidas en el extranjero

    -”¿quedamos en la puerta del corte inglés?” se ha convertido ya en un clásico

    -mi madre, aún teniendo 2 cortes ingleses en valladolid, cuando sale a otras ciudades, visita y compra en los correspondientes

    -esto es una pareja de gallegos que estan haciendo el amor, eso que le dice la mujer al marido: manolo! me abrumas? contesta el marido que te abrumo? le dice ella no, que si me abru mas

  5. David Pallol says:

    De silencio sepulcral, nada.
    El Corte Inglés es una temible corporación, hermética y aparentemente intocable. Y que presiona cuando hace falta a favor de sus intereses.
    Pongamos como primer ejemplo ese bar de los años de la movida del que habla cebea, El Cutre Inglés. En efecto, confirmo que existió (estaba de hecho en la calle de Sta Ana).
    Su decoración era una divertida parodia de los grandes almacenes de referencia. Pues bien, a los del Corte Inglés no les sentó nada bien y les denunciaron y presionaron legalmente hasta hacerles cerrar…
    Por otro lado, cuando yo trabajaba en Diario 16, escribí un artículo criticando esa horterada de Cortylandia… Y no me lo publicaron, alegando que El Corte Inglés retiraría su publicidad del periódico como había hecho otras veces ante la menor crítica.
    Algo, me aclararon, que no se podían permitir porque era uno de sus mejores anunciantes…
    Censura económica se llama esto.
    Espero que estos testimonios sirvan de algo

  6. Noé says:

    Unos enlaces sobre el mismo tema.
    El intento de silenciar a la blogosfera. Y el resultado para combatir la censura

  7. David Pallol says:

    Retomando el tema del Tall Anglès, te remito a uno de los blogs que aparecen entre los enlaces del mío, el de Kevin Vázquez… Acaba de publicar una entrada acerca de la censura del Corte Ingés al libro del periodista Alfredo Grimaldos que desenmascara y ridiculiza (¡por fin!) al político patrio más hortera, chorizo, cantamañanas e impresentable, esto es, “don” Eduardo Zaplana..
    Como denuncia el texto, se niegan a vender el libro en sus establecimientos
    Mejor léelo tú mismo y saca tus conclusiones

Responder